Mandato preventivo de protección

Situación jurídica en Austria

Desde el 1º de julio de 2007, la ley por la que se modifica el derecho de los curadores (Sachwalterrechts-Änderungsgesetz, SWRÄG 2006, BGBl I. No. 92/2006) contiene innovaciones significativas para las personas que quieren prepararse legalmente para el supuesto de que ya no sean capaces de actuar y tomar decisiones por sí mismos.

A diferencia del testamento vital, en los mandatos preventivos de protección el mandante (persona que otorga el poder) decide quién actuará y decidirá en su nombre si ya no es capaz de hacerlo por sí misma a causa de alguna enfermedad, demencia o un accidente. La persona que establece el mandato preventivo de protección determina antes de perder la capacidad jurídica, de juicio o de expresión, quién será el representante autorizado para tomar decisiones o para realizar actos de representación en su nombre. El mandato preventivo de protección va más allá del testamento vital, por lo que el mandato preventivo de protección puede incluir un testamento vital. Debe tomarse en cuenta que el mandatario (la persona apoderada) no puede tener ninguna relación de dependencia u otro tipo de relación estrecha con un hospital, una residencia u otra institución de acogida en la cual resida el mandante o de la cual reciba asistencia.

El mandante puede determinar qué asuntos le confiere al mandatario. También se pueden apoderar a varias personas al mismo tiempo. En tal caso, se recomienda especificar si las personas apoderadas son designadas para tomar las decisiones y ejercer la representación conjuntamente o si pueden actuar de manera independiente en relación a algunos o todos los asuntos.

Para que el mandato preventivo de protección sea válido jurídicamente, el mandante tiene que tener capacidad legal en el momento de otorgar el poder. Una revocación es posible en cualquier momento, incluso después de algún acaecimiento. Tanto la otorgación como la revocación pueden ser registradas en el Directorio Central de Representación de Austria (Österreichisches Zentrales Vertretungsverzeichnis, ÖZW) por notarios o abogados autorizados en Austria pagando la tasa correspondiente, para que de ser necesario estén disponibles de manera fácil y rápida.

El ÖZW no se limita a personas que tienen su domicilio principal en Austria, sino que se permiten explícitamente domicilios en el extranjero. Por lo tanto, este directorio está disponible para austriacos residentes en el extranjero y otras personas que viven fuera de Austria.

Establecimiento

Al establecer un mandato preventivo de protección, se debe cumplir con ciertos requisitos formales que son similares a las disposiciones testamentarias. Por lo tanto, el mandato puede ser

  • escrito y firmado por el mandante,
  • escrito por otra persona y con firma del mandante y de tres testigos u
  • establecido por notarios, abogados o ante un tribunal. 

Se deben cumplir requisitos especiales al tratarse de asuntos específicos, tales como el consentimiento para un tratamiento médico con repercusiones mayores, el cambio permanente de domicilio o asuntos extraordinarios relacionados a la administración del patrimonio. En estos casos es obligatorio que el mandato preventivo de protección sea establecido por notarios, abogados o ante un tribunal. El costo para el establecimiento de un mandato preventivo de protección varía según el caso.  

La eficacia jurídica del mandato preventivo de protección, es decir el acaecimiento de la incapacidad del mandante, debe registrarse mediante escritura pública. El mandatario recibe una constancia de la misma. Ésta le sirve como legitimación para intervenir en nombre del mandante.